Anoche soñe que moria


Enero 8 de 2007,

Anoche soñe mi asesinato, casi nunca duermo completamente, escucho cada sonido que ocurre en mi habitación, escucho a las sombras deslizarse dentro y fuera de ella. Hace dias que siento su presencia en medio de mi habitación, se para ahi, a observarme, no necesito abrir los ojos para saber que esta ahi, para saber que me observa, esta ahi, y su mirada es fria, sin vida.

Lleva mas de 3 meses tratando de destruirme, me lleva a un mundo donde puedo verlo, donde escucho sus pensamientos y cree que me tiene en su poder, cada noche durante tantos meses, y el cansancio se hizo presente, cada noche luchando por destruirlo y él a mi.

Tan exhausto estuve que me vi obligado a retirar el seto protector que durante años matuve sobre mi casa, no tuve otra opcion que llamar a mi esa energia, no tuve otra opcion que dejar que se acercaran hasta aqui, al lado de mi cama, años de golpeteo constante, durante dia y noche, dejan cicatrices profundas y un espiritu cansado.

Un dia se marcharon, pense que estaria bien por un tiempo, que tendria la oportunidad de recuperar mi fuerza, ni un solo dia, ni una sola noche soñe, no hubo sueños en mi mente mientras dormia.

Repentinamente, una noche volvio, escudriñaba mis notas, mi escritorio sus pasos recorrian la habitación, y me observaba, yo solo me volteaba sobre mi costado y volvia a dormir, estaba cansado, solo queria molestarme y no tuve la energia para hecharlo de mi habitación, despues de todo, no se puede tocar con materia, los ojos mortales no lo pueden ver, los ojos de la mente apenas lo perciben.

Decidi renacer, decidi reconstruir los restos de mi existencia en algo mas grande y fuerte que antes, pero aun estaba vulnerable, senti la luz del sol tocar mi piel, senti mis pulmones llenarse nuevamente de aire nuevo, y fue cuando sucedio, quiso tomarme por sorpresa, nunca intento nada en este plano de existencia, solo cuando me llevaba a otra dimensión, donde sin verlo podia palparlo, sin acercarme podia saber donde estaba, donde podia morir tanto el como yo y desaparecer sin dejar rastro alguno.

Estuvo parado en medio de la habitación, observando, y espero a que me durmiera, pero fue casi al amanecer cuando decidio tomar acción, intentaba romper su maleficio, mis manos no podian hacer nada, sin importar lo fuerte que fuera, intento asfixiarme, estaba sobre mi, tenia su manto en mi cara impidiendome la respiracion, quise pensar que estaba soñando, y entonces vi su rostro cubierto por una tela oscura y desgastada, pegada a la piel de su rostro, no habia ojos, no habia nada, parecia un rostro pero nada mas.

No podia librarme y senti que la vida se acababa, senti que no podia respirar mas, y nadie mas me escucharia pelear, nadie habia despertado aun, ademas, no podian hacer nada. Asi que cada segundo -eternamente largo y asfixiante- intentaba encontrar la manera, la forma de alejarlo para siempre de mi, pero, como alejas algo que no puedes ver? que no puedes tocar y que es como el viento?

Mi energia estaba agotada, apenas tenia para vivir, no podria proyectar mi seto protector otra vez hasta que hubiera recuperado mis fuerzas, pero tenia que hacer algo, intente, aunque sabia que no podria, proyectar esa burbuja al menos al rededor mio, cada segundo, la oscuridad me aprisionaba, y sentia mi cuerpo cada vez mas pesado.

En un ultimo y desesperado intento, quise proyectar de la manera mas violenta posible mi poder para alejarlo de mi, solo hubo cristales, filosos cristales que atraverason mi piel y que emitian una fuerte luz que vibraba de forma violenta, lo atravesaron por completo y su oscuridad se disgregaba como la noche que se marcha mientras llega la luz del dia.

No quise que quedara sobre mi el cuerpo de un fantasma que odiaba y que trataba de extingir mi existencia, senti esos cristales cortar mi cuerpo, y crecer rapidamente, cubriendo cada milimetro de mi ser, y su luz se convirtio en aire para mi, su calor cubrio mi piel y alejo el frio de la muerte.

Desperte con un violento suspiro que llenaba mis pulmones, no podia levantarme, pero abri lentamente los ojos, lentamente la fuerza regreso a mi cuerpo, habia sido una terrible pesadilla, me sente en la cama para luego levantarme y buscar mi cafe de la mañana, nadie escucho nada, y nadie vera tampoco las cicatrices que en mi piel quedaron.

Pero fue solo un sueño, una pesadilla, anoche, solo soñe que moria, que era asesinado por una sombra que no exite mas.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

  • Estadisticas

    free web stats
A %d blogueros les gusta esto: